Pasajeros con escayola

ts_210_service_kruecken

Todos los pasajeros con extremidades fracturadas en escayola, que quieran viajar en avión, tienen que tener un certificado médico que su estado de salud les permite volar. Además, estos pasajeros tienen que firmar una declaración de consentimiento (indemnity form for sick passengers) y confirmar, que conocen y están informados sobre los riesgos del transporte (extremidades hinchadas por la presión de aire reducida, daños del tejido, problemas con la circulación, peligro de trombosis etc). Si es posible, se debe viajar en avión un mínimo de 48 horas después de la fractura, porque en este periodo de tiempo hay el máximo hinchazón del tejido rodeando la fractura.

Pasajero con una fractura del fémur (cadera hasta o incluyendo el tobillo) tienen que comprar dos asientos adicionales, pare que la pierna pueda estar puesta en alto durante el vuelo. Por razones de seguridad no está permitido estirar la pierna al pasillo durante un vuelo. Respecto a niños con una fractura del fémur, el número de asientos adicionales depende del tamaño de la escayola.

Pasajeros con escayola
Todos los pasajeros con extremidades fracturadas en escayola, que quieran viajar en avión, tienen que cumplir los siguientes tiempos de espera antes de iniciar el viaje:

• Dentro de las primeras 24 horas después de hacerse la fractura no está permitido volar.
• Entre 24 y 48 horas después de la fractura está solamente permitido coger vuelos con una duración inferior a 2 horas.

Dentro de los primeros 7 días después de la fractura, la escayola tiene que estar dividida. Nosotros aconsejamos dividir la escayola aunque la fractura tenga más que 7 días. Pasajeros con extremidades escayolas de la cadera hacia arriba necesitan sólo un asiento. Pasajero con una fractura del fémur (cadera hasta o incluyendo el tobillo) tienen que comprar 2 asientos adicionales, para que la pierna pueda estar puesta en alto durante el vuelo. Por razones de seguridad no está permitido estirar la pierna al pasillo durante un vuelo. Respecto a niños con una fractura del fémur, el número de asientos adicionales depende del tamaño.

top